El diseñador de moda.

Cuando nos decidimos por una u otra profesión, surge o debería surgir la duda ¿qué tendré que hacer si me dedico a esta profesión? Casi podemos imaginar muy bien qué hace un médico, un abogado, un mecánico, un arquitecto… A menudo, y sobre todo con profesiones del ámbito artístico, la parte “romántica” suele imponerse a las cuestiones prácticas cuando nos imaginamos ejerciéndola, pero hay que ser realistas y la visión idealizada de esta, por otra parte, apasionante y maravillosa profesión, muchas veces es ignorada. Por eso, hoy expondremos de forma ordenada y muy, muy realista, las funciones de un diseñador de moda.

Las funciones de un diseñador

1. Diseñar y crear prendas de vestir que se puedan confeccionar a medida o seriar.

2. Ser capaz de plasmar gráficamente sus ideas, mediante bocetos, etc.… Y transmitirlas con eficacia.

3. Seleccionar materias primas, tejidos y fornituras.

4. Conocer cuáles serán las tendencias.

5. Ser capaz de adaptarlas a la firma o marca para la que trabaje o si es su propia firma, hacer un trabajo que le diferencie de los demás.

Estudio de diseñadores de moda

6. Crear colecciones que sean coherentes en cuanto a estilo, materias, colores y, además, rentables.

7. Debe tener conocimientos sobre patrones, confección, calidades y tipos de tejidos, fornituras y técnicas de estampación, acabados, bordados, serigrafias…

8. Debe estar al tanto de la competencia, para poder ofrecer un producto competitivo.

9. Un diseñador trabaja para crear productos comercialmente aceptables y rentables.

Como podemos ver, se trata de un trabajo muy creativo, pero también es un trabajo de mucha responsabilidad, para el que se precisan grandes dotes de organización y liderazgo.

No basta con tener una buena idea, hay que conseguir que esta se realice. Sin una buena planificación desde su inicio, es decir, el trabajo de un buen diseñador, esto no es posible. Una buena idea nunca dejará de serlo si esta no se materializa.

Karl Lagerfeld

El diseño no es arte, aunque se aproxima bastante, el diseño, requiere creatividad, además de conocimientos técnicos y dotes de organización.

Por eso, nuestra formación debe ser completa, no basta con saber dibujar, debemos saber qué y cómo hace el trabajo todas y cada una de las personas que intervienen en el proceso, para poder trasladar esa parte práctica a nuestras ideas, ordenar el trabajo y hacerlo posible en tiempo y forma.

Esperamos que os resulte útil esta información. Si queréis seguir ampliando conocimientos, podéis pasaros por nuestra web y ver los cursos que ofrecemos. Si necesitáis más información no dudéis en poneros en contacto con nosotros.

Los comentarios están cerrados.
Visit Us On FacebookVisit Us On TwitterVisit Us On Pinterest